SOLILOQIOS DE UNA BEASTRUZ PERDIDA EN TERRANOVA

viernes, 15 de abril de 2016

A CALLAR, QUE EMPIEZA EL PARTE

No hace demasiado tiempo, lo que decía "el parte" iba a misa y todo el mundo con él...
Era por la dictadura.
Ahora la iglesia está medio vacía y " el parte" ya no existe.
Se llaman telediarios y cada uno elige cuál creerse, aunque casi nadie va a ninguna parte.
Es por la memocracia.
Ojalá que empiecen pronto los "encuentros en la tercera fase" y sobre todo que dejen de ser ciencia-ficción cuanto antes.