SOLILOQIOS DE UNA BEASTRUZ PERDIDA EN TERRANOVA

miércoles, 4 de noviembre de 2015

GALERAS

Robé un par de gallinas y me condenaron a galeras. El amo se encaprichó con mi mujer, y cada cierto tiempo viene a ejercer su derecho de pernada. Ya tenemos cinco hijos, y dos de ellos son suyos. Pero luego no se digna a mantenerlos. Para el sólo son "daños colaterales", necesarios para ayudar al reino a llenar sus arcas. Si por desgracia llegan a crecer, cosa poco probable viviendo en la miseria que vivimos.
Es el segundo día que paso remando de sol a sol, y tengo las manos y la espalda en carne viva. El capitán le ha dicho al capataz que se contenga, que nos necesita vivos. Más vale!...
Un compañero me ha echado un cubo de agua salada por encima para que cicatrice más rápido. Ha sido un dolor que no podría describir. Esto es el infierno. Viviendo entre vómitos, heces y escorbuto. Mañana tendré que remar con los codos si no quiero morir comido por los tiburones. Aunque igual sería lo mejor... Voy a untarme grasa de foca . He arrancado un jirón de mi camisa. Las vendaré y rezaré para que mañana al despertar esto haya sido sólo una interminable pesadilla... Hoy soñaré con pisar tierra y escapar donde nunca me encuentren. Hacerme un hombre rico y volver a buscarlos. 

Es lo único que me impide tirarme por la borda...