SOLILOQIOS DE UNA BEASTRUZ PERDIDA EN TERRANOVA

jueves, 9 de febrero de 2017

HISTORIA DE UN SUSPIRO

Entre las brumas
de mis labios,
te perdiste
sin haber llegado.
Entre el aire
de mis brazos
te hiciste humo,
como si genio de lámpara
fueras.
Entre sueños me apareces,
como sol de mediodía:
Cálido, fuerte, luminoso.
No te veo,
pero puedo olerte, escucharte,
sentir tu presencia.
Como tatuaje indeleble,
te llevo impreso en el alma.
Paisajes para el recuerdo.
Nuevos amaneceres.
Tengo frío, si.
Pero de ese
que no se quita
con re-vestirse..